domingo, 17 de junio de 2012

Actuando con justicia



"No perviertan la justicia; no hagan ninguna diferencia entre unas personas y otras, ni se dejen sobornar, pues el soborno ciega los ojos de los sabios y pervierte las palabras de las personas justas"
Deuteronomio 16:19


Hay muchas maneras de pervertir la justicia pero el peor de todo es el soborno, sabemos que el soborno es corrupción, deshonestidad, podredumbre, descomposición; y pensamos que el DARLE o RECIBIR  dinero o un regalo de alguien por un favor es un cariñito o una forma de demostrar gratitud, pero, no, no nos dejemos engañar, esto es soborno, es perversión. Las personas al recibir un regalo trátese de dinero u otras cosas, estarán sometidas a realizar cualquier cosa, a cambio del regalo; y cuando menos se piense estarán bien comprometidas en un caso de corrupción.

Otra forma de pervertir la justicia es hacer acepción de personas; dependiendo de la influencia que tenga las personas se les atiende; y Santiago en esa época lo percibió, veamos "Pero si hacen discriminaciones entre una persona y otra, cometen pecado y son culpables ante la ley de Dios" Santiago 2: 9.

Bendiciones








No hay comentarios:

Publicar un comentario