jueves, 22 de septiembre de 2011

Agradando a Dios

"Lo que Dios quiere es que ustedes lleven una vida santa, que nadie cometa inmoralidades sexuales y que cada uno sepa dominar su propio cuerpo en forma santa y respetuosa, no con pasión y malos deseos como las gentes que no conocen a Dios. Que nadie abuse ni engañe en este asunto a su prójimo, porque el Señor castiga duramente todo esto, como ya le hemos advertido. Pues Dios no nos ha llamado a vivir en impureza, sino en santidad".    1Tesalonicenses 4:3-7(DHH).

Por amor a nuestro Señor Jesucristo debemos llevar una vida de santidad, y esta se logra bajo la dependencia de Dios en  una vida de oración y meditación de su palabra;  pues el Santo Espíritu de Dios a través de su Palabra nos santifica; "Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad", Juan 17: 17.
Una vida de entrega y rendición a Dios no está basada en la religiosidad, sino en una relación personal día a día con su santo Espíritu.

Dios les bendiga.


1 comentario:

  1. Amén. Margarita que lindo cómo expresás en forma concisa, y sencillamente, la Palabra de Dios. Me gusta mucho, y me fue muy útil. Reafirmás en mi corazón lo que Dios quiere para mí. Para que siempre lo recuerde y lo comparta. ¿Sabés? existe una canción cristiana en portugués que dice que la santidad es nuestra mayor prueba de amor al Señor. Es muy linda, y la cantan juntos varios cantantes brasileños (al estilo "we are the world"). Gracias. Un abrazo grande.

    ResponderEliminar